“Hay que pasar la página de la violencia”: Sergio Fajardo

Temporary content for block seed_title, will be altered in hook_process_block() from SeeD Theme.
Destacadas
“Hay que pasar la página de la violencia”: Sergio Fajardo
Compartir en
Viernes, Agosto 18, 2017
Estudiantes
Fotografía Laura Vega - Oficina de Comunicación

Hace 18 años, Sergio Fajardo era solo un profesor de matemáticas en la Universidad de los Andes. Una persona acomodada, como él mismo reconoce, que contó desde pequeño con todas las posibilidades para ser y hacer.

Decidió la matemática y la docencia como su modo de vida, aunque en ese entonces también se preocupaba por los problemas de Colombia. Como todos, Fajardo hablaba de lo que “hay que hacer”, arreglaba el país en las cafeterías, pero no se preguntaba por el sujeto en esa afirmación: ¿quién debe hacer lo que “hay que hacer”?

Un día lo hizo y desde entonces se metió a la política.

La trayectoria de Fajardo es conocida: fue alcalde de Medellín entre el 2004 y el 2007 y luego fue gobernador de Antioquia entre el 2012 y el 2015. Esa experiencia académica y política lo motivó a hacer una evaluación del país de cara a las elecciones del 2018.

Aunque con una declarada intención de lanzar su candidatura a la presidencia, se propuso recorrer las diferentes regiones de Colombia, escuchando y hablando con la gente en la calle. El jueves 17 de agosto, compartió su panorama del país en el conversatorio “¿Hacia dónde va Colombia?” que se realizó en el Auditorio Fabio Lozano, promovido por la Facultad de Ciencias Sociales y el Departamento de Ciencias Jurídicas de Utadeo.

Fajardo define la actual situación del país en 5 líneas que enfatiza necesarias de resolver para poder “pasar la página de la violencia”:

- Indignación: la corrupción en las diferentes escalas del gobierno es un malestar general que sienten los colombianos en todos los rincones de Colombia: desde Ipiales a Maicao y de Buenaventura a Providencia.

- Polarización: el sí y el no del plebiscito y las ideas de país que hay detrás de estas posturas, han creado una barrera, una división profunda entre los colombianos. De igual manera, existen heridas entre muchos sectores que es necesario resolver para avanzar como país.

- Fragmentación: las regiones no están conectadas y están inconformes con el gobierno central, que se lee como un gobierno que desprecia a las regiones.

- Cansancio: la gente está cansada de que gobiernen los mismos y las mismas. Una estrategia que existe desde el llamado Frente Nacional, cuando el poder político del país se dividió entre unos cuantos y no había posibilidad de nuevas ideas o nuevas caras.

- Desesperanza: la apatía por la política se hizo viral. En palabras de Fajardo, “quienes toman las decisiones de la sociedad, es en quienes menos creemos”.

Este es el panorama que plantea Sergio Fajardo en un ejercicio académico que recoge las apreciaciones de los ciudadanos de a pie a lo largo y ancho del país. Un análisis que presenta una Colombia que se divide entre pasar o no la página de la violencia y en un descontento generalizado hacia la política.

¿Coincide con su análisis? Déjenos los comentarios abajo.

Añadir nuevo comentario

To prevent automated spam submissions leave this field empty.

¿Qué quieres estudiar?

To prevent automated spam submissions leave this field empty.