Consultoría de Utadeo apoya la transformación digital de Fosfatos de Boyacá | Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano

Consultoría de Utadeo apoya la transformación digital de Fosfatos de Boyacá

Consultoría de Utadeo apoya la transformación digital de Fosfatos de Boyacá

Destacadas
Consultoría de Utadeo apoya la transformación digital de Fosfatos de Boyacá
Lunes, Junio 1, 2020
Compartir en
La propuesta de marketing digital ha permitido posicionar a esta empresa en redes sociales, logrando nuevas formas de interacción con sus clientes. El proyecto se dio en el marco de la Red de Confianza del programa “Innovación Más País”, impulsado por la ANDI, la Gobernación de Boyacá y el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación.
Fotografías: Facebook Fosfatos de Boyacá

Con 42 años de trayectoria, Fosfatos de Boyacá no es solo una de las empresas insignia de ese departamento colombiano, sino también la única productora a nivel nacional de fertilizantes a base de fósforo, insumo de vital importancia en la cadena de producción agrícola, principalmente en cultivos de arroz, palma africana, hortalizas, banano y caucho, entre otros, pues, dadas las características de suelos ácidos que presenta nuestro país, estos fertilizantes son usados a manera de abono cada vez que hay siembra. La compañía, ubicada en el municipio de Pesca, explota alrededor de 50.000 toneladas al año de roca fosfórica, la cual, posteriormente, es transformada en fertilizante, junto con otros aditivos.

Como parte del programa “Innovación Más País” que, de manera conjunta, desarrollaron en Boyacá la ANDI, el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación y la Gobernación de ese departamento, Fosfatos de Boyacá fue una de las empresas beneficiarias para recibir capacitación en temas de innovación, así como recursos tendientes a implementar un proyecto que consistía en el desarrollo de un componente agroquímico que permitiera una fertilización más eficiente.

La puesta en marcha de la implementación de un Sistema de Gestión de Innovación al interior de la empresa, entre otros factores, tuvo en cuenta el de transformación digital y posicionamiento de marca a través de redes sociales, trabajo que, de manera colaborativa, fue desarrollado por Utadeo, a través de su Oficina de Consultoría.

“Los agricultores no se caracterizan por un uso intensivo de redes sociales para propósitos comerciales. Sin embargo, vimos allí una oportunidad para hacer crecer la participación, presencia y comunicación con nuestros clientes”, comenta Federico Gartner, gerente general de Fosfatos de Boyacá.

Aunque la compañía contaba con unos medios digitales, estos tenían un desarrollo incipiente y, hasta la puesta en marcha de la propuesta, no se constituían en un eje estratégico: “la empresa tenía dos Facebook, uno como persona natural y otro como empresa, con poco alcance, sin posicionamiento, con pocas publicaciones y sin periodicidad”, relata María Beatriz Barvo, community manager de Utadeo y consultora para este proyecto. Por ejemplo, agrega, en el caso de LinkedIn, había una gran cantidad de personas que utilizaban el nombre de la empresa, y en términos de los contenidos audiovisuales, los contenidos no estaban optimizados para digital.

La propuesta digital entonces se enmarcó, en un primer momento, en el acercamiento con Fosfatos de Boyacá, en lo que fue una verdadera transformación digital que inició desde la gerencia hasta la base de operaciones, en torno a capacitaciones sobre el manejo del ecosistema digital y la gestión de parrillas de contenido.

Posteriormente, Barvo recopiló el contenido existente en las redes sociales de la compañía y comenzó a gestionar la producción de material fotográfico con la ayuda de clientes y proveedores, con el fin de generar franjas de programación en las que se ofertaran los productos y servicios de la compañía.

El tercer paso se centró en generar estrategias de marketing cruzado con los gremios y públicos objetivo de Fosfatos de Boyacá, y así llegar a un mayor público de nicho. En este punto, también se logró una completa reestructuración de la imagen corporativa de la empresa en Facebook y el uso de la plataforma de mensajería de esta red social como mecanismo para mejorar la comunicación con los clientes. 

Al final, cuando el ejercicio digital se implementó, se comenzó a hacer acompañamiento para que fuera la misma empresa, desde su Oficina de Mercadeo, la que pudiera generar las parrillas y los contenidos. 

El resultado ha dado sus frutos en tan solo seis meses. La página oficial de Fosfatos de Boyacá, al inicio de la estrategia, solo contaba con un alcance de veinte personas. En dos semanas, el alcance subió a 500 personas, y en la actualidad es de casi 20.000, con un promedio de 3.300 personas por publicación, un importante logro en términos de posicionamiento si se tiene en cuenta que la compañía tiene un público de nicho.

Ahora, en la coyuntura del Coronavirus, la estrategia digital implementada desde nuestra Universidad para la empresa se ha convertido de vital importancia para establecer los mecanismos de interacción con sus comunidades y ser un canal comercial para los clientes y proveedores.

“Las redes tuvieron, de un momento a otro, una importancia muy grande, como un canal mucho más fuerte de comunicación hacia los clientes, asistentes técnicos y el consumidor final. Si no hubiéramos tenido el avance que logramos con la Tadeo, nos habría costado muchísimo más trabajo tratar de fortalecer nuestra comunicación en estos momentos, pero lo más importante de todo es que hemos creado cultura digital en todos los empleados de la compañía, incluyéndome”, estima Gartner.

A futuro, y tras finalizar el confinamiento, la gran apuesta de esta alianza entre academia y sector empresarial se centra en el posicionamiento de la compañía en otras redes sociales, acordes a los objetivos estratégicos de Fosfatos de Boyacá, así como la producción audiovisual en el que se divulgue la innovación de sus procesos, los cuales cada vez más apuntan hacia la sostenibilidad ambiental.

“En Colombia nos hace falta mucho camino para que el empresariado trabaje mas de cerca con las universidades. Hay muchos recursos tanto del lado de las empresas como de las universidades, en términos de infraestructura, laboratorios, conocimiento y recurso humano, que muchas veces los empresarios no hemos entendido que se debe no solo valorar sino aprovechar. La Tadeo tiene un camino ganado con nosotros, pues cuentan con una infraestructura muy buena y unos especialistas en las distintas áreas que le aportan muchísimo a la empresa”, agrega Gartner.

 

Las redes siguen vivas

Pese a que formalmente el programa “Innovación Más País” ya finalizó su ejecución a finales del mes de marzo, en el departamento de Boyacá, sus alcances y metodologías apenas inician en otras ocho regiones del país, según lo indica Daniel Jiménez, coordinador de Proyectos de Innovación de la ANDI.

El contacto que tanto Fosfatos de Boyacá como Utadeo tuvieron se dio gracias a “Redes de Confianza”, unos encuentros que se desarrollaron, a mediados de agosto del año pasado en Paipa, que buscaban generar sinergias entre las empresas beneficiarias del programa con los actores más relevantes del ecosistema productivo donde ellas operan, con el fin de generar acuerdos de trabajo conjunto y proyectos de colaboración. 

Para ello, la ANDI identificó a actores claves en cada región, es decir, entidades que tuvieran productos o servicios concretos para ofrecer, a partir de portafolios innovadores. Nuestra Universidad fue una de las veinte instituciones priorizadas dentro del ecosistema de Cundinamarca. De hecho, comenta Jiménez, Utadeo fue una de las fundadoras de la Red.

“La ANDI busca articular a los diferentes actores empresariales con el Gobierno, la academia y la industria.  Nosotros formulamos los proyectos, en una iniciativa que se gestó desde hace cuatro años, pues queremos desatar la innovación en las regiones del país”, comenta Jiménez.

Estas redes, como su nombre lo indican, buscan fomentar la confianza entre las distintas instituciones participantes, logrando, en últimas, un ejemplo exitoso en la puesta en marcha de la Triple Hélice, en la que se busca que todos los actores sigan trabajando juntos, a futuro, y continúen creciendo.

Los beneficios, tal como lo expresa Jiménez, se dan en el ámbito de optimizar la velocidad de la innovación a través de la cooperación y el trabajo con las entidades, al tiempo que permite un mayor escalamiento de las soluciones, pues si una empresa carece de una tecnología, existe otra que sí la tiene y puede convertirse en un aliado; de este modo se emplea un menor tiempo y recurso en la implementación de acciones estratégicas. Ambos factores se concretaron con éxito en el proyecto de consultoría que Utadeo desarrolló para Fosfatos de Boyacá.

La Universidad tiene una gran experiencia en el tema y un equipo muy profesional que nos acompañó en todo este proceso, pues nos ayudó a priorizar, enfocarnos y tener buenas prácticas en digital”, sostiene Gartner.

Finalmente, lo que se busca es que las Redes de Confianza sigan vivas, a partir de estructuras de gobernanza en la que los diferentes actores continúen dialogando, generando espacios de interacción y de negocios.

Reconocimiento personería jurídica: Resolución 2613 del 14 de agosto de 1959 Minjusticia.

Institución de Educación Superior sujeta a inspección y vigilancia por el Ministerio de Educación Nacional.